BLOG DE MASCOTAS

¿Por qué mi perro come pasto?

Si alguna vez te encontraste a tu perro comiendo pasto, no te espantes, existen varios motivos por las que ellos lo hacen. Aquí te explicaremos por qué lo hacen y cómo se sabe cuándo es realmente un problema.

 

 

Que nuestro perro consuma pasto forma parte de su instinto y no suele ser perjudicial para su salud. Este comportamiento a veces se puede presentar a causa de deficiencias en la dieta. El pasto les brinda vitaminas, nutrientes y minerales que pueden no estar encontrando en su ingesta diaria. Por ejemplo, comer pasto podría ser la forma en que su perro obtenga más fibra o que lo ayude a eliminar gases y heces. El sistema digestivo, las necesidades dietéticas y los antojos de los perros han ido evolucionado para adaptarse al estilo de vida de un animal domesticado.

 

 

Si la dieta de tu mascota es equilibrada, es posible que comer pasto no esté relacionado en absoluto a una deficiencia y tal vez solo sea un método de distracción. Si tu mascota no tiene mucha actividad, buscará la forma de matar el tiempo de algún modo, consumir hierbas es una forma de entretención. Para mantener a su perro distraído, asegúrese de proporcionarle juguetes, a hacer ejercicio al menos 30 minutos cada día y/o llevándolos a caminar con regularidad.

 

 

Otro motivo, y bastante conocido por casi todos, es que los perros comen parto para aliviar malestares estomacales. Aunque no todos vomitan después de comer hierbas, a veces eso es exactamente lo que quieren hacer. Instintivamente el perro sabe desde cachorro, que comer hierba podría provocar vómitos y una mejora estomacal.

 

 

¿Cuándo debe actuar?

Ningún límite es bueno, por lo que, si notas que comen pasto con más frecuencia o en exceso, mantente alerta a las posibles enfermedades que tu perro está intentando auto-tratarse. Por otro lado, siempre controle a su perro cuando haya plantas de interior, muchas de estas pueden causar toxicidad si la ingieren.

 

 

Por lo tanto, aunque por lo general no suele ser perjudicial para los perros, y cito, los límites terminan siendo dañinos y comer pasto en exceso puede provocar parásitos intestinales que se encuentran en excrementos. Siempre asegúrese de mantener a su mascota alejada de la hierba que ha sido tratada con pesticidas o productos químicos.

Dejanos tu comentario